Apuestas al total en fútbol

El mundo de las apuestas es muy variado. El número de eventos diferentes que tienen lugar en un partido puede superar las varias centenas. Si bien hay algunos tipos de apuestas que no tienen mucho éxito entre los amantes del deporte, las apuestas sobre el total se consideran unas de las más populares, especialmente en fútbol.

En general, “total” hace referencia a una cantidad concreta de eventos: goles anotados o encajados en un partido o en un periodo de tiempo determinado, faltas, saques de esquina, lanzamientos a puerta, tarjetas amarillas o rojas y mucho más. Además, el total puede ser por partido, es decir, cuando hablamos de los eventos de un encuentro, por equipo, cuando solo se tienen en cuenta las variables de uno de los dos rivales, e individual, cuando nos referimos a los eventos de un jugador concreto.

Variantes de apuestas al total en fútbol

La variante más extendida de este tipo de apuesta es el total de goles anotados en un partido concreto. En la mayoría de los casos, las casas de apuestas establecen un número de 2,5, de forma que el apostador pueda pronosticar si la cantidad de goles marcados será mayor o menor a esa cantidad. ¿Por qué 2,5? Existen varias investigaciones estadísticas de las casas de apuestas, las cuales afirman que en la mayoría de los partidos de fútbol se marcan 2 o 3 goles. La cantidad de 2,5 permite evitar situaciones limitantes, las reglas están claras para ambas partes y no surgen malentendidos.

Ciertamente, el total más/menos de 2,5 goles es la más popular, pero no es la única opción. Las casas de apuestas ofrecen otras variantes: 1,5, 3,5 e incluso 0,5, dependiendo de los equipos que jueguen. Pero aquí hay que tener cuidado con los coeficientes: en algunos casos son demasiado bajos para apostar a tal evento y en otros, demasiado altos, lo cual conlleva un gran riesgo, probablemente sin fundamento.

Por ejemplo: Ante un partido de la Premier Liverpool contra Chelsea, un fan apuesta al total menos de 2,5 goles. El partido está apunto de terminar y el marcador es 1:1, es decir, se han metido dos goles. El fan, que ha apostado 10 euros con  un coeficiente de 1,67 ya está frotándose las manos, cuando de repente, en el minuto 95 Christian Pulisic adelanta al Chelsea en el marcador. El partido termina con un resultado de 2:1, es decir, con 3 goles. Más de 2. Apuesta perdida.

Apuestas totales en equipo

También son populares entre los apostadores las apuestas totales por equipo, en las que se elige solo uno de los dos que juegan. Éstas son muy comunes entre los fans de equipos concretos, quienes los siguen y están al día de sus estadísticas. En este sentido son muy comunes también las apuestas al número de saques de esquina y falta realizados por un equipo, así como el número de amonestaciones recibidas.

Por ejemplo. Partido de la liga española: Real Madrid – Barcelona. Un fan del equipo madrileño elige la apuesta “Total Real Madrid más de 1,5 goles”. El encuentro termina con la derrota del Real 2:3. Como consuelo, el fan del conjunto merengue se va con una apuesta ganada.

No hay que olvidar los totales por jugador individual. Aquí también hay muchas variantes: el jugador A meterá gol, hará un pase, recibirá una tarjeta, etc. Si conseguimos averiguar el autor del gol y éste llevaba tiempo sin anotar, nuestra apuesta puede aumentar bastante. Sin embargo, es importante ser precavido.

Por ejemplo. Partido de la liga italiana: Juventus – Milán. Un aficionado elige una apuesta muy atractiva con coeficiente 1,61: Cristiano Ronaldo meterá gol. En el minuto 33, con el marcador 0:0, el portugués se lesiona y abandona el campo. Apuesta perdida.

A partir de ahora, recuerda aplicar este conocimiento aprendido en la escuela en tus siguientes pronósticos.

Mejores casas de apuestas